Conversiones meritorias: Mercs (Senji no Ookami II)

Lo que aquí en occidente conocimos como Mercs, en Japón se trató de la continuación del genial Senji no Ookami (conocido aquí como Commando) que vio luz en 1985 y que tuvo infinidad de conversiones la cual destaca la versión de NES. Mercs no sólo apareció para los 16 bits de SEGA, también estuvo para Master System, Amstrad CPC, Commodore 64, ZX Spectrum, Amiga y Atari ST, en esta entrada estaremos enfocados a la conversión que hizo SEGA para sus 16 bits, que a mi modo de ver es bastante fiel a la recreativa original y encima añade modos de juego extra.

Mercs en CPS

Aquí la versión original de CPS-1

Sobra decir que para la época el hardware doméstico era bastante inferior a lo que se solía ver en las salas recreativas, la máquina de Capcom contaba con un “potente” microprocesador Motorola 68000 a 10 Mhz, un microprocesador Zilog Z80 a 4Mhz dedicado para audio y dos chips de apoyo para sonido: YM2151 a 3.5 Mhz y MSM6295 a 7.5 Khz, ademas de tener la capacidad de mostrar en pantalla la impresionante cantidad de 4096 colores, mientras que la máquina de SEGA contaba igualmente con un Motorola 68000 pero “sólo” a 7.6 Mhz y mostraba 64 colores simultáneos, a todas estas hacer una conversión de cualquier recreativa para consolas era una labor titanica que requería rehacer todo el juego prácticamente con un hardware bastante inferior y con poca capacidad de almacenamiento.

Destacar que fue en CPS-1 donde se vieron verdaderas joyas como Captain Commando, Final Fight, Ghouls’n Ghosts, Street Fighter II, Strider y U.N. Squadron, todos ellos tuvieron conversiones para máquinas domésticas de 8 y 16 bits.

Mercs para Genesis/Megadrive

Y aquí la versión hecha por SEGA para Genesis/Mega Drive

Lo primero que se nota al jugar esta conversión es el esfuerzo de los programadores por emular la recreativa, en vez de utilizar el cien por ciento de la pantalla se limita a un 75% de la misma para conservar la relación de aspecto con respecto a la versión original de Capcom, esto era bastante común en los ochenta y noventa. Del lado derecho se puede apreciar los indicadores de misión, puntos, tiempo, vida y cantidad de bombas. Al principio puede ser un poco molesto pero al tiempo ni cuenta nos damos de este detalle de espacio.

Otro aspecto bastante obvio es la falta de “nitidez” que era bastante normal por aquellos años, en 1991 muy pocas personas podían notar la gran diferencia entre CPS-1 y sistemas como Genesis/Mega Drive o Super Nintendo, en realidad los programadores de SEGA tuvieron que pensar en una forma para suplir la falta de potencia de su hardware para darle puntos extra a su producto.

Mercs

Incinerar enemigos es muy divertido, Burn será muy útil en toda la aventura

Y esto se vio en que la versión programada por SEGA tenía dos modos de juego, el modo Arcade y el modo Original, el primero era una conversión bastante lograda de la recreativa de Capcom, algo corto pero con una curva de dificultad considerable, sólo manejamos a un personaje que puede conseguir diversas armas a lo largo de todo el juego, el argumento es bastante simple como el noventa por ciento de los juegos ochenteros/noventeros: el presidente de los Estados Unidos ha sido secuestrado por un grupo de terroristas del país ficticio de Zutula y un grupo de mercenarios élite es el encargado de ir a rescatarlo, después de esto lo demás es diversión.

El segundo modo de juego era bastante más largo y fue lo que diferenció ambas versiones, niveles variados y distintos a los visto para CPS-1. Otra gran diferencia entre la versión original y la conversión (en modo “Original”) es que en la máquina de SEGA siempre podíamos usar a cualquier personaje pero pausando el juego y realizando un cambio dependiendo de que arma necesitáramos, mientras que en la recreativa se puede jugar en modo cooperativo para abrirse paso hasta el final, no se si esto se deba a alguna limitación en el hardware de SEGA.

Mercs para SEGA Genesis/Megadrive

También podemos adquirir salud, bombas y energía con las medallas que recolectamos en el juego

De todas formas, este detalle le daba un punto extra en lo táctico, debido a que permitía racionar nuestros personajes para situaciones específicas, por ejemplo: Laser es extremadamente débil para resistir disparos pero su arma es muy destructiva así que sólo servía utilizarlo prácticamente contra jefes finales donde había que atinarle a un objetivo y no en niveles donde los enemigos aparecen y disparan por todas partes, para ello el bueno de Rifle es bastante efectivo.

Lo realmente divertido es la capacidad de poder usar cualquier objeto para avanzar y destrozar todo: jeeps, tanquetas y torretas fijas. La verdad es que el juego en si no es excesivamente complicado pero representa un verdadero reto jugarlo en su modo más difícil, muchos jefes finales son realmente duros de vencer, en algunos casos ni usando varias bombas a la vez es suficiente para verles caer.

Recuerdo que había un truco que servía para recargar de energía a todos los personajes, consiste en tomar un ítem de energía y mientras cargaba ir cambiando de personaje hasta que todos estén repuestos, después de veinte años no creo que alguien me llegue a reprochar el contarlo.

Mercs para Genesis/Megadrive

Aunque no es una conversión Pixel-Perfect, esta versión se destacó sobre sus pares en otros sistemas

La versión de Genesis/Mega Drive de Mercs esta actualmente para Wii Virtual Console con el extraño nombre de Mercs: Wolf of the Battlefield que esta disponible desde el año 2009 por el módico precio de ochocientos puntos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s