Halo 3: ODST (Xbox 360)

En la onda que llevo con los FPS le llega al turno a Halo 3: ODST para Xbox 360, un juego que puede ser catalogado como spin-off de la saga princial de Halo, en esta ocasión no somos el legendario y admirado Master Chief, sino que pertenecemos a un grupo de asalto élite llamado ODST, Orbital Drop Shock Troopers, o fuerza de choque orbital en nuestro idioma, originalmente Bungie pensó en sacar este programa como una expansión para Halo 3, pero a la larga terminó siendo un producto más de la saga que llevaba el nombre de Halo 3: Recon, la verdad hubiese preferido este nombre, suena más “cabilla”.

Halo 3: ODST
El juego es bastante oscuro en general

Halo 3: ODST se sitúa históricamente entre Halo 2 y Halo 3, y creo que se puede analizar este juego dividiéndolo en tres grandes partes: la narrativa, la duración y la rejugabilidad. Aunque nunca he sido un gran fanático de esta saga debo decir que por alguna extraña razón la historia de Halo suele atrapar al jugador, todo esto por encima de su apartado técnico que nunca ha sido el principal factor a presumir, pero entre todos los juegos creo que Halo 3: ODST tiene mucha mejor narrativa que cualquier otro, comenzando por la impresionante intro y lo bien desarrollada que esta la forma de inducirnos en el juego, simplemente brutal.

El personaje análogo del Master Chief no es más que “El novato” (Rookie), al igual que su alter ego, el novato no habla ni se le ve el rostro en todo el juego, solo se comunica por gestos y al igual que el gran personaje de Bungie es bastante probable que nos sintamos identificados con él, a lo largo de todo el juego sufrimos el drama de estar separado de nuestro escuadron y sobrevivir abriéndonos paso, es en este punto cuando se generan varias historias paralelas, de pérdida de compañeros, de supervivencia, de esperanza entre los protagonistas, que al final todas estas líneas de tiempo se juntan y se conjugan perfectamente. No solo encarnamos a Rookie, sino que también, durante el transcurso de la aventura seremos otros miembros de ODST.

Halo 3: ODST
La vista de tercera persona es ideal al manipular armamento pesado

No quisiera ahondar mucho en el aspecto técnico, es un juego del año 2009 y como tal tiene sus defectos y virtudes, el diseño de la ciudad de New Mombasa tiene el aliciente de que es el escenario más grande que Bungie haya diseñado para Halo alguno y es cierto, en algunas partes podríamos perdernos o confundirnos en nuestro avance gracias también al oscuro ambiente que reina en la ciudad, amén del mapa tridimensional que disponemos junto a la información sobre las misiones, la unica pega que consigo es que el diseño de personajes no esta a la altura de los escenarios y unidades mecanizadas, pero el ojo se acostumbra rápido a este detalle.

Visualmente no estamos ante Battlefield 3 pero el motor gráfico se porta como debería, nada de pop-ups, ni ralentizaciones, se me hace bastante fluido y bien correcto el manejo de los entornos considerando la calidad de las texturas y la iluminación, que esta bastante bien y acorde con la estética Halo, que no es lo que se diga fotorealista, mención especial al diseño de exteriores, creo que el trabajo artístico en este ámbito es sobresaliente.

Halo 3: ODST
El mapa nos ayudará en la enorme ciudad de New Mombasa

Halo 3: ODST posee un diseño y una mecánica de juego que puede considerarse como “minimalista” y muchos criticaron esto, en efecto, en Halo 3: ODST no hay demasiadas escenas de acción constante, hay más de exploración, de sigilo, de analizar cada movimiento y encuentro bastante acertado la implementación de una mecánica de juego mucho más pausada, resulta reconfortante avanzar por la ciudad a oscuras bajo la lluvia para buscar un punto de reunión con nuestros compañeros perdidos, activar el visor especial para identificar objetivos y resguardarse para no ser superado en numero por el enemigo, que al no ser el Master Chief no tenemos tanta esperanza de vida contra las tropas aliadas, es la dura realidad.

Halo 3: ODST
Con más horas de acción, Halo 3: ODST hubiese sido sobresaliente, pero no deja de ser bueno

Esto no quita que existan escenas trepidantes, como por ejemplo casi al final manejando el poderoso tanque Scorpion para abrirnos paso por un puente, o algunos combates para resguardar posiciones que se hacen bastante intensos, pero estoy seguro que Bungie no tenía esto en mente como una constante en Halo 3: ODST.

El problema de este juego es que es exageradamente corto, quizá una o dos horas más de duración hubiese estado bien, pero en poco tiempo nos hacemos con el final y queda esa sensación de “¿esto es todo?” de hecho cuando se acaba la última misión esperamos otra y claro, el mercadeo brutal nos vendió un juego completo cuando la dura realidad es que jugamos una expansión, a precio de juego entero. Por lo menos Bungie nos obsequia un modo “tiroteo” donde podemos entrar en combate en diversas situaciones y en desventaja numérica.

Halo 3: ODST
La visión nocturna ayuda a divisar objetos importantes, enemigos y fuerzas aliadas

Y es aquí cuando entra el tercer punto, la rejugabilidad, si quieres disfrutarlo al máximo debe ser en una dificultad más alta, obtener los afamados puntos, aprovecharlo al máximo, y si eres de los que disfrutas de la experiencia en línea, mejor que mejor. Halo 3: ODST es un programa bastante correcto y fue pensado para combates más premeditados, pero si esperas un modo campaña intenso y largo, olvidate, eso sí, la historia que cuenta esta muy bien desarrollada, personalmente creo que fue un buen acierto equilibrar estos puntos para justificar su corta duración.

La espera sigue, Wake up John.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s