Shadow Dancer: The Secret of Shinobi (Genesis/Mega Drive)

Quería colocar el título de “Conversiones meritorias” pero no me pareció justo. Shadow Dancer: The Secret of Shinobi (ahora en adelante solamente Shadow Dancer) aunque proviene de un Arcade me parece que recibió tantos cambios con respecto al original que merece ser considerado un juego independiente dentro del catálogo de Genesis, lo que para algunos puede ser una especie de sacrilegio.

Asi se nos presenta Shadow Dancer

Así se nos presenta Shadow Dancer

Claro que la versión recreativa tuvo infinidad de versiones para sistemas como Master System, Amiga, Commodore 64, ZX Spectrum, Amstrad CPC y Atari ST y estas tienen variaciones importantes, comenzando porque la gran mayoría no fueron desarrolladas por SEGA sino por Images. De todas formas considerarlo o no un port es cuestión de cada quien, era la época en que SEGA hacía conversiones “a su bola” y como este hay muchos ejemplos, empecemos.

La versión original de 1989 para Arcade

La versión original de 1989 para Arcade

Joe Mushashi recibe un cachorro de su amigo Kato, quien muere al intentar rescatar a un grupo de niños, este cachorro llamado Yamato se nos unirá para derrotar a la poderosa organización conocida como La Unión Lagarto que ha tomado el control de la ciudad de Nueva York, ¿cómo funciona Yamato? En realidad SEGA se las ingenió bastante bien y al dejar presionado el botón de ataque el perro se preparaba y al soltarlo el mismo se dirige al enemigo para neutralizarlo por unos segundos y asi darnos oportunidad de acabar con él, un buen concepto que pudo asombrar en 1990. Pero obviando este detalle ¿qué es lo realmente curioso? Que las historias difieren dependiendo de la versión que juguemos porque por ejemplo, en la versión nipona asumimos el rol de Hotsuma, el hijo de Joe Mushashi y su perro; así eran los pastelazos de SEGA en los noventa.

 

El primer nivel ofrece una rutina de fondo interesante, una ciudad en llamas

El primer nivel ofrece una rutina de fondo interesante, una ciudad en llamas

La principal diferencia de Shadow Dancer de Genesis con respecto al original es que no nos dedicamos a desarmar bombas a lo largo de la aventura, sino que liberamos rehenes y será este nuestro único objetivo durante los cinco niveles, que aunque puedan sonarnos a poca cosa son realmente difíciles. Gracias a las diferencias entre el hardware original nuestra pequeña 16 bit muchos escenarios han sido cambiados, incluso a nivel artístico, el rostro de la estatua de la libertad tiene un ángulo diferente, los sprites lucen más coloridos y la animación de Yamato esta bastante conseguida todo esto muy a pesar de la limitada paleta de colores de Genesis/Mega Drive; son detalles que nos vamos fijando a medida que vamos avanzando y me hacen llegar a la conclusión de que este Shadow Dancer más que una versión, es una interpretación del Arcade de 1989.

Yamato es una ayuda inestimable en toda la aventura de Joe

Yamato es una ayuda inestimable en toda la aventura de Joe

El principal factor que añade dificultad old school a este programa es el mismo que me hizo alucinar con el genial Thunderforce IV, un toque y estas fuera, no se trata de que si un enemigo te toca mueres (algo que siempre me ha parecido absurdo) sino que al recibir un impacto de bala, una estrella ninja o un impacto es perder una vida nos vamos al más allá, afortunadamente cada muerte será nuestra culpa porque no existe ninguna limitación en el manejo de Joe que nos haga mentarle la madre a los programadores (como si ocurre en algunas conversiones hechas por Image), el personaje y el manejo de Yamato es lo suficientemente fluido para hacernos los mandos en un dos por tres.Pero lo realmente destacable de Shadow Dancer es la música que me parece épica, muy original y llega a exprimir a tope el chip de sonido de la 16 bits de SEGA.

Los buenos juegos tienen algo en común: un jefazo.

Los buenos juegos tienen algo en común: un jefazo.

Shadow Dancer es un excelente Arcade para la pequeña máquina de SEGA, es un hijo prodigio de su época y para mi lo tiene todo: es simple, tiene excelentes gráficos, excelentes animaciones, excelentes partituras y es difícil. Por aquel entonces seguramente todos estaban babeando con Street Fighter y Final Fight, eran los noventa, la época que concentra un montón de joyas para casi todas las plataformas y Shadow Dancer es una de ellas, impelable.

Ahora si eres un talibán de las conversiones, y lo consideras un sacrilegio por no ser fiel a la recreativa, ese ya es tu problema. Este juego pide un remake a gritos, SEGA.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s