3dfx, ascenso y caída de un gigante (2 de 2)

Y llegamos a la segunda y última parte de esta serie dedicada a 3dfx Interactive; en la entrada anterior hablé de la fundación y los primeros años de la empresa californiana haciendo énfasis al impase que tuvieron con SEGA. Pero la vida sigue, al igual que SEGA, en fin… Continuamos.

1998 fue el año en que 3dfx saca adelante el proyecto Voodoo 2 que estaba dispuesto a dejar a todos boquiabiertos (y era una forma de decirle a SEGA “¡mirá lo que te perdiste!, ¡mirá!“) y seguir la línea de “hardware para gente con mucho dinero” que dejó Voodoo 1. Es a partir de aqui cuando se empezó a gestar una auténtica batalla contra otras empresas como ATI, NVIDIA, Matrox y Rendition, pero sobre todo con NVIDIA que se convirtió en su antagonista y hasta la villana de la historia si se le ve de cierto modo.

Dos Voodoo 2 en paralelo gracias a la tecnología SLI

Dos Voodoo 2 en paralelo gracias a la tecnología SLI

Voodoo 2 en realidad era el hardware gráfico más bestia en aquellos días y recuerdo bien que si tenías un PC querías una Voodoo 2, así pues, sin medias tintas. La bestia de 3dfx tenia una velocidad de 90 Mhz (casi un 50% más que Voodoo 1), 12 megabytes de VRAM EDO RAM (tres veces más que Voodoo 1) y tenía características como la capacidad de mostrar multitexturas gracias a un chip dedicado que lo hacía hasta cuatro veces superior a sus competidores (principalmente NVIDIA Riva 128, Rendition Verite 2200 y ATI Rage Pro).

Las revistas americanas estaban atestadas de publicidad de 3dfx, era difícil no caer en la tentación

Las revistas americanas estaban atestadas de publicidad de 3dfx, era difícil no caer en la tentación

La bestia de 3dfx tenía tres chips dedicados, casi nada. Por cierto, fue Voodoo 2 la que introdujo el concepto de tarjetas gráficas en paralelo con la tecnología SLI (que son las siglas de Scan-Line Interleave) que actualmente pertenece a NVIDIA, SLI permitía que cada tarjeta se ocupara de una mitad de la pantalla lo que subía el rendimiento y la resolución, dos Voodoo 2 podían ofrecer una imagen de hasta 1024×768 pixeles, eso era realmente bárbaro en 1998.

¿Difícil de imaginar? sin duda, pero así funcionaban las primeras aceleradoras gráficas, necesitaban de otra tarjeta de video para funcionar.

¿Difícil de imaginar? sin duda, pero así funcionaban las primeras aceleradoras gráficas, necesitaban de otra tarjeta de video para disfurtarlas.

Aunque parezca muy difícil de imaginar, Voodoo 2 adolecía del mismo “problema” de su hermana mayor: necesitaba una tarjeta de video “normalita” para poder funcionar y es que en esos días la integración de una GPU 3D y una 2D era una especie de mito, por un lado encarecía el producto y por otro lo complicaba a nivel de diseño. Pero era un tema “normal” cosiderando el poder de proceso de los productos de 3dfx, y como el mercado era realativamente nuevo no había demasiado problema en asimilarlo de esta forma.

Hasta que en ese mismo año la gente de NVIDIA lanza al mercado su chip RIVA TNT, conocido internamente como NV4 que combinaba un chip 2D y uno 3D dejando la idea de un “motor 3D separado ” obsoleta de inmediato. RIVA TNT tenía soporte para la API Microsoft Direct X 6 y no sólo eso sino que también funcionaban los juegos hechos con Glide, algo que a la gente de 3dfx no le hacía demasiada gracia.

Banshee era el Voodoo Rush de Voodoo 2, pero mejor pensado

Banshee era el Voodoo Rush de Voodoo 2, pero mejor pensado

Así que nuestros protagonistas se subieron las mangas para poder ofrecer un producto que no requería una gráfica 2D aparte y que encima no tuvieras que donar algún órgano para comprarlo, además, el tema de que Voodoo 2 tuviera tres chips dejaba fuera la idea de hacer un “Voodoo Rush” con Voodoo 2. A finales de 1998 la respuesta fue Banshee, una solución basada en una sola GPU que integraba una controladora de video 2D. En honor a la verdad Banshee no rendía igual que Voodoo 2 pero era una solución bastante acertada para saltar al nuevo mundo de las tarjetas “todo en uno”.

Pero como sabemos, el mundo de la tecnología no trabaja de forma secuencial, ya a principios de ese mismo año 1998 3dfx Interactive estaba sobre un proyecto llamado Rampage que acabaría terminando en su tarjeta Voodoo 3. Y sí, dije tarjeta y no chip, porque parte del proyecto era que 3dfx ya no sólo produciría los chips y las especificaciones sino que harían sus propias tarjetas (con unas cajas cojonudas, la verdad hay que decirla).

Creo que más nunca se hicieron cajas como esta, ya por esto puede valer la pena tener una colección de estas gráficas

Creo que más nunca se hicieron cajas como estas, ya por esto puede valer la pena tener una colección de estas gráficas

Para ello 3dfx adquirió uno de los fabricantes estadounidenses más grandes por aquel entonces: STB Systems con sede en Texas; como sucede con toda fusión hubo bastantes problemas que 3dfx consideró que se iban a resolver con el paso del tiempo. STB Systems era bastante incompatible con la cultura corporativa de 3dfx y siempre trabajaron como empresas separadas, en realidad STB Systems antes de ser adquirida enfocaba su producción en un gran porcentaje para chips NVIDIA; en pocas palabras: tenían muy poca experiencia con los productos de 3dfx lo que complicó todo el asunto.

Bajo mi punto de vista esta fue una muy mala jugada (tanto o peor que la salida al mercado de 32X por parte de SEGA) porque de inmediato todas las empresas que fabricaban tarjetas con chips 3dfx se volvieron de inmediato sus competidoras dejando de percibir una importante suma de dinero. Además, la fábrica de STB Systems estaba en Juárez (México) lo que complicaba aún más la integración y el flujo de información entre ambas empresas que ya para entonces eran una sola.

NVIDIA siempre estuvo un paso delante de 3dfx

NVIDIA siempre estuvo un paso delante de 3dfx

Pero las cartas estaban echadas y Voodoo 3 iba a demostrar que el cambio de forma de negocio de 3dfx era el correcto, así pues en 1998 en la feria COMDEX, se anunció la tarjeta de video que revolucionaría el mercado. Voodoo 3 soportaba resoluciones de hasta 2046×1536 pixeles con una GPU trabajando hasta 183 Mhz, toda una barbaridad; la nueva de 3dfx también tenia un acelerador 2D que dejaba a los demás fabricantes detrás de la ambulancia con un bus de datos de 128-bit dedicado.

Estúpida y sexy caja

Estúpida y sexy caja, ¡miren, incluye el FIFA!

Voodoo 3 vio luz en 1999, pero NVIDIA también había movido sus engranajes y tenía en el mercado la RIVA TNT2 que aunque inferior a Voodoo 3 era un competidor más económico y que realmente valía la pena. Voodoo 3 a pesar de su brutalidad técnica tenía serias falencias en su diseño: no soportaba color 32 bits por ejemplo, pero vendió realmente bien a pesar de que los números eran más bajos que Banshee y Voodoo 2. Ahora que 3dfx no podía vender su producto por medio de terceros provocando que sus ganacias empezaran a disminuir, su maquinaria se hacía demasiado aparatosa y desbalanceada por no decir ineficiente y costosa.

Esto lo aprovechó NVIDIA lanzando en ese mismo año la GeForce 256, la primera tarjeta con soporte para Microsoft Direct 3D 7, GPU a 150 Mhz, 32 megabytes de VRAM DDR, compresión MPEG-2, transformaciones e iluminación dinámica dejando bastante atrás a Voodoo 3 que no llevaba demasiado tiempo en el mercado.

Voodoo 5 ¿es una broma?

Voodoo 5 ¿es una broma?

La reacción no se hizo esperar y 3dfx se puso en marcha en el proyecto Napalm que acabarían siendo las arquitecturas base para Voodoo 4 y 5. En realidad el poder estaba enfocado en Voodoo 5 que era el objetivo para verdaderos entusiastas dejando a Voodoo 4 como un producto “más asequible y fancy”. Voodoo 5 debutaba con una tecnología de GPU escalables llamada VSA-100 (Voodoo Scalable Architecture) que permitia tener varios GPUs corriendo en paralelo en una sola tarjeta, velocidades de proceso a 166 Mhz y 64 megabytes de VRAM DDR,  por fin 3dfx tenía un producto que podría batir a GeForce 256 ¿pero a qué costo?.

Así estaban en SEGA. ¡pero que mala gente Sonic!

Así estaban en SEGA. ¡pero que mala gente Sonic!

El problema no sólo estaba en que la tecnología escalable VSA-100 requería demasiado poder para funcionar (¡las tarjetas necesitaban una fuente de poder extra!) sino que ya Voodoo 4 y 5 tenían que hacerle frente a un nuevo competidor: la serie GeForce 2 de… Sí, adivinaron: NVIDIA; esta GPU aparecio ya en 2000, año en que se inició el proceso de declarar en bancarrota 3dfx .

3dfx Interactive estuvo a punto de ser salvada por Microsoft que se interesó en su tecnología para su primera consola: Xbox, pero finalmente y para colmo esta se decidió por la tecnología de NVIDIA que en honor a la verdad lo estaba haciendo realmente bien. Tampoco Quantum 3D le tendió la mano y decantaron por NVIDIA como proveedor de GPUs para sus productos. Por entonces la empresa californiana tenía un proyecto en ciernes que se suponía salvaría la empresa: la Voodoo 5 6000, pero ya era demasiado tarde y era más de lo mismo, de nuevo pensaban colocar GPUs en paralelo consumiento mucha energía para competir con tarjetas de un solo GPU que rendían mejor. 3dfx murió sola y triste como quien dice.

Al igual que SEGA, Microsoft se interesó por 3dfx, pero de igual modo los dejaron por fuera

Como SEGA, Microsoft se interesó por 3dfx, pero de igual modo los dejaron por fuera

Se sabe que muchos de los (talentosísimos) ingenieros de 3dfx pararon en el proyecto GeForce FX y otros fueron a ATI Technologies (ahora propiedad de AMD, vaya suerte) para llevar sus conocimientos de la tecnología SLI creando “su propia versión” denominada Crossfire. NVIDIA decidió no dar soporte a las tarjetas Voodoo pero tenía un programa en que te entregaba una GeForce de igual rendimiento a la Voodoo que tenías, es que hasta después de muerta le dieron hasta con el tobo. Finalmente el 15 de diciembre del año 2000 3dfx deja una carta de disculpas dirigida a sus fans.

Según veo, 3dfx Interactive a pesar de su innovación y aporte a la industria, fue quizá la empresa de hardware más maltratada de la historia, no sólo por los contratos que pudieron ser y no fueron sino que también fue víctima de su propia estupidez; aun así tiene un “noseque” que la hizo especial y creanme o no, aun existen algunos que extrañan aquellos días donde la innovación y el poder venía dentro de una caja brutalmente diseñada que decía “Voodoo”.

Fin del cuento.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s